Adrian Mutu

Adrian Mutu (8 de enero de 1979), es un futbolista rumano tremendamente conocido en el mundo del fútbol, desgraciadamente más por lo extradeportivo que por sus propios logros.

Sus primeros pasos como futbolista los da en el FC Argeș Pitești, en donde jugó 20 partidos y anotó 13 goles. Su excelente trabajo en este club hizo que fuera fichado por el Dinamo de Bucarest, en el cual en 33 partidos de liga con el club de la capital de Rumanía, anotó 22 goles, y ganó además la liga y la Copa de Rumanía.

En 1999 el Inter de Milan lo ficho por 6,5 millones de euros. En su primera temporada apenas dispuso de minutos debido a la gran competencia en la delantera (Ronaldo, Zamorano, Recoba, Vieri, etc) por lo que fue fichado por el Hellas Verona por 4 millones de euros tan solo unos meses después. Durante los 2 años en los que estuvo allí realizó grandes partidos, por lo que el Parma de la época dorada se hizo con el en  el 2002 (10 millones de euros). en el Parma formó una dupla letal con el conocido Adriano Leite (que mas tarde iría al Inter de Milan). A pesar de ser conocidos en la ciudad por su afición a la noche, el equipo logro entrar en la copa de la UEFA. Sigue leyendo

Anuncios

El día en que Colombia por fin triunfó

Ahora mismo que Colombia se sitúe en un Mundial es muy normal siendo una de las mayores potencias sudamericanas en ataque y en muchas facetas del juego, pero esto tuvo un comienzo, vamos a situarnos a Argentina en Buenos Aires. Entramos en el Monumental y allí acontecía un partido el 5 de Septiembre del 93.

Los de Maturana llegaban a la fase de clasificación del Mundial del 94 con ganas de hacer, ya que podrían presumir de jugar el mejor fútbol sudamericano del momento y también de tener muchos de los mejores jugadores del momento (Valderrama, Freddy Rincón, Asprilla, Valencia…). Hasta la fecha del partido del Monumental todo iba viento en popa y la selección colombiana había conseguido tres victorias y dos empates. Se jugaban ambas selecciones nada más y nada menos que meterse directamente al Mundial (en el caso de Colombia su primera vez) o jugársela en el repechaje ante una selección de la Concacaf. Entonces ocurrió lo siguiente: Sigue leyendo

El Tino Aprilla

Ahora como la actualidad nos habla de la mala noticia de la lesión de Falcao, vamos a hablarles de otro de los delanteros históricos de Colombia. Faustino Hernán Asprilla Hinostroza, un joven de familia humilde nacido en el distrito de Tuluá a ochenta kilómetros de la capital colombiana. En esas calles empezó el mito de uno de los mayores goleadores de la historia colombiana y uno de los pioneros en emigrar a las Ligas Europeas.

Podríamos describirle pero sus posibilidades y características como delanteros son tantas que nos quedaremos con solo las más destacadas, por ejemplo la gran capacidad de jugar al lado de un delantero fijo como Valencia (en la selección colombiana) y ser el delantero móvil encarando a la defensa, la de un disparo y condiciones físicas privilegiadas o a pesar de su altura un remate de cabeza muy destacable y con el que ha marcado goles importantes. Sigue leyendo

La Pantera derrota a O’Rei

Hoy empezamos en Fútbol Antiguo con un análisis de los mejores partidos del mejor delantero junto a Cristiano Ronaldo que ha tenido Portugal en su gran historia, hablamos de Eusebio. Comenzamos con este partido que puede ser uno de los mejores de “La Pantera Negra” en el Mundial del 66, con la sorprendente Portugal ante la Brasil de Tostaõ, Jairzinho, El joven Pelé o el asentado Garrincha.

Pero primero como introducción y por ser este el primero de muchos partidos de este crack vamos a contaros un poco de su vida y sus cualidades de jugador. Su nombre tan inolvidable como su apodo (“la pantera negra”) Eusebio da Silva Ferreira, no nació en la península, si no en una colonia portuguesa en África, concretamente en la ciudad de Loureço Marques (actualmente Maputo, Mozambique). Sus características eran parecidas a las de la Saeta Rubia -el cual era uno de sus ídolos-, jugaba de referencia arriba, segunda punta e incluso de extremo; como buen africano tenía una gran velocidad punta, buen regate y sobre todo un gran olfato goleador que le llevó a marcar más de 500 goles en toda su carrera.

Vamos a centrarnos ya en el encuentro, Portugal llegaba de ganar en el grupo a Hungría y Bulgaria con un gran Eusebio y Torres. Brasil estaba siendo una gran decepción, sólo ganó un partido y necesitaba puntuar en esta última jornada para superar a Hungría en la clasificación.

FICHA DEL PARTIDO:

Estadio: Goodison Park (Liverpool)

Árbitro: George Mc Cabe

XI Brasil (4-4-2): Manga; Fidelis, Brito, Orlando (c), Rildo; Denilson, Lima; Jairzinho, Paraná; Silva y Pelé.

XI Portugal (4-4-2): Pereira; Morais, Baptista, Vicente, Hilario; Graça, Coluna (c); José Augusto, Simoes; Eusébio y Torres.

Goles: Brasil /Rildo (73′)/, Portugal /Simoes (15′) y Eusébio (27′ y 85′)/

El primer tiempo estuvo dirigido por un gran dominio portugués más acentuado en los primeros 25 minutos de encuentro. Brasil tocaba fuera de la zona de tres cuartos y cuando llegaba arriba no sabía crear ocasiones. En los primeros minutos Eusebio tuvo tres oportunidades muy claras, dos faltas que pasaron mi cerca del arco del debutante Manga y un tiro cruzado desde el lateral izquierdo del área que se fue por poco. El primer gol llevarlo cumplido los primeros 15 minutos cuando Eusébio tiro a puerta, y el rechazo lo ponía en las mallas el extremo luso Simoes. El partido siguió igual hasta el 27 cuando Eusebio remataba de cabeza una falta -provocada por el- que ponían al punto de penalti y Torres relató defectuosamente dejándosela con suerte en la cabeza de la pantera. Aquí cambio Brasil y comenzó ha acercarse más cuando ocurrieron esas dos entradas durísimas que dejarían para el resto de partido muy mermado a Brasil. Los cariocas tuvieron su única ocasión a 7 minutos del final de la primera, y por último Eusébio dejando su gran calidad después de conducir un balón desde su área hasta la contraria marchándose de tres defensas y tirándola alta.

La segunda parte Brasil se la planteo de una forma diferente, con O’Rei lesionado sólo se pensaba en luchar de tú a tú, devolver las patadas y volcar el juego por la banda de Paraná y Rildo. Precisamente este último apretaba las cosas marcando el primero de Brasil a 30 minutos del final. Eusebio seguía sin aparecer, hasta que en una jugada un tanto afortunada para los portugueses, la estrella musa marcaba el gol de la victoria, destrozaba y dejaba en evidencia a la Brasil bicampeona del Mundo, la apeaba de aquella Copa del Mundo y convertía en candidatos a una Portugal que no perdió un partido en la fase de Grupos.

Andriy Shevchenko y su Balón de Oro.

El jugador ucraniano, entonces en el A.C. Milan, 2004, se llevaba el más prestigioso premio a nivel individual, el Balón de Oro.

Andriy se llevaba el balón de oro por delante de Deco, segundo y Ronaldinho que quedó tercero. Los 52 corresponsables de France Football concedieron el Balón de Oro con 175 puntos, 36 puntos de diferencia con Deco y 42 puntos de diferencia con Ronaldinho.

Shevchenko había sido anteriormente 3º en 1999 y 2000, probablemente el Balón de Oro fue el premio a años y años de regularidad en la élite del fútbol europeo.

Sheva es el tercer ucraniano en conseguirlo, después de Blokhin y Belanov y dio al A.C. Milan su séptimo, ya lo había ganado antes otros rossoneros como Gullit o Van Basten.

Sheva se llevó este premio después de ganar el Scudetto en 2004 y después de proclamarse máximo goleador con 24 dianas, otro mérito es el de haber colocado a su selección como cabeza del grupo de clasificación para el mundial de 2006, haciendo 4 goles en 5 partidos.

Hubo polémica porque a nivel de palmarés, Deco hizo más méritos a nivel grupal, ganando la liga portuguesa y la Champions League y con Portugal el subcampeonato de Europa ante aquella Grecia campeona de Europa.

Shevchenko dedicó este premio a su gente que pasaba una mala época y así en 2004 se convertía en uno de los jugadores en entrar en el selecto grupo de jugadores galardonados con el Balón de Oro.

FBL-ITA-MILAN-LECCE-SHEVCHENKO-GOLD BALL

Aqui os dejo algunos de sus mejores goles.

La fiebre dorada de Gullit

1987 fue un año vital para el AC Milan, ya que con la llegada de un tal Silvio Berlusconi a la cabeza principal de la dirigencia, las cosas debían mejorar para un equipo rossonero que deambulaba entre sombras por esos años.

Desde cambios estructurales hasta la llegada de Arrigo Sacchi fueron los cambios iniciales que registraba el club, aunque, no menos importante, en ese mismo verano llegaron al equipo dos holandeses que estaban en boca de toda Europa: Ruud Gullit y Marco van Basten. A pesar de que ambos jugadores tuvieron sus merecidos galardones por el trabajo en el club, hoy toca hablar del nacido en Ámsterdam el 1 de septiembre de 1962.

Image

Antes de su importante paso al club lombardo, Ruud Gullit estuvo dos temporadas en el PSV Eindhoven, equipo donde verdaderamente hizo los méritos para hacerse con el trofeo internacional ese año. En la temporada 1986/87 Gullit anotó 22 goles en 34 partidos de liga con el conjunto de Eindhoven, goles que, unidos a los de Wim Kieft, hicieron posible el campeonato holandés en esa temporada. En ese mismo período de tiempo se adjudicaron la KNVB Beker. Igualmente fue el inicio del PSV que ganaría después la Copa de Europa con Hiddink en el banquillo y ya con Gullit en el cuadro lombardo.

El centrocampista holandés, un futbolista que aunaba llegada, juego y trabajo, un centrocampista total, fue sin duda alguna una de las sensaciones de finales de los 80. Para el verano de 1987 el Milan se haría con los servicios de este jugador por la cuantiosa suma de 8 millones de euros, alucinantes números para la época.

¿Cómo fue electo Balón de Oro? A pesar de los méritos ya mencionados, la votación del Balón de Oro ese año fue muy pareja, dando a Gullit ganador con 106 votos, apenas 15 votos por encima del segundo lugar, quien fuera el portugués Paulo Futre del Atlético Madrid, quien consiguiera 91 votos por la espectacular temporada que tuvo en Europa. El tercer lugar del podio fue para el delantero del Real Madrid, Emilio Butragueño, quien con 61 votos tenía imposible luchar con los dos primeros.

Quien fuese electo como el Mejor Jugador de Holanda en 1986 en gran medida deberá agradecer al entrenador Guus Hiddink por el trofeo individual logrado.

El año en que ganó el título sólo estuvo en el Milan cuando ya había sido electo como Balón de Oro, pero, por fortuna para él y para el club, no fue la última vez que aspiraría a esa distinción, la cual, lamentablemente nunca volvió a ganar.

Image

Eternas Promesas I (Gai Assulin)

El Israelí Gai Assulin (09-04-91) seguramente sera recordado por los hinchas del FC Barcelona. Formado en la cantera del equipo catalán desde los 12 años, con una grandísima proyección por delante que le auguraba un enorme futuro. El extremo se caracterizaba por un juego rápido, dinámico y vertical. Junto con Bojan fue considerado una de las mayores promesas de los azulgranas, aunque, al menos de momento, ninguno de los 2 ha conseguido triunfar en el conjunto culé.Imagen

También nacionalizado español, el jugador israelí, estuvo en la pretemporada de 2009 entrenando con el 1º equipo culé en Inglaterra, donde jugo varios partidos; pero su debut oficial con el 1º equipo del FC Barcelona se produjo el 28 de Octubre de 2009 en dieciseisavos de Copa del Rey ante la Cultural Leonesa, donde jugó 59 minutos. Además, con tan solo 17 años, ya debutó con la absoluta de Israel en un amistoso contra la selección chilena.

Mientras se encontraba en el Barça B, se comenta que tuvo problemas con Luis Enrique (entrenador por aquel entonces), con lo que concluyó su etapa en el conjunto culé, e hizo las maletas rumbo a las Islas Británicas, firmando por un emergente Manchester City, conocido por tener un dueño multimillonario procedente de los Emiratos Árabe Unidos. Durante los 3 años que estuvo allí, no llego a debutar con el primer equipo. Tan solo jugó partidos con el segundo equipo.

Imagen

Por ello, fue cedido al Brighton de la Championship (2º división inglesa), donde coincidió con varios jugadores españoles. En los 7 partidos que disputó, logró meter 3 goles, pero no permaneció más temporadas en dicho conjunto.

En Julio de 2012 llegó al Racing de Santander, un club histórico en horas bajas, recién descendido a 2º división dicha temporada. El conjunto cántabro tenia grandes esperanzas en el israelí, con la confianza de que por fin despuntaría y llegaría al nivel que prometía. A pesar de varias lesiones, llegó a jugar 27 partidos, donde anotó 3 goles. A pesar de sus apariciones, el conjunto cántabro descendió a la 2º división B.

El extremo israelí seguido firmó un contrato de años con el Granada CF, donde la primera temporada (temporada actual) estaría cedido en el Hércules CF. De momento, lleva 1 gol de 13 partidos disputados con el conjunto alicantino.

Veremos por fin esta temporada al verdadero Assulin, ¿O Caerá poco a poco en el olvido?